Flores de Bach: Gorse. Donde está la Salida…

Bach, Grupo 2: Indecisión

Tienes dos opciones: tirar la toalla, o secarte el sudor y seguir adelante       

Anónimo

                                                                                                           

Gorse se analiza como un rasgo de la personalidad del individuo que lo padece, se asocia muchas veces a enfermedades hereditarias. Es un tipo de sufrimiento donde existe una aceptación del tipo pesimista, ”me ha tocado a mí”, “ para mí no hay esperanza”… Se sienten victimas del destino y dejan de luchar, literalmente han tirado la toalla.

Muchas veces inician un tratamiento empujados por un familiar pero con pleno convencimiento de que no obtendrá resultado positivo, ni que decir tiene que el efecto placebo existe y que el resultado puede no ser el mismo cuando una persona está negativa y sin esperanza.

El estado Gorse se puede desencadenar también ante una enfermedad grave y con un pronóstico poco esperanzador. En este momento la persona acepta tristemente su destino y se abandona a su suerte sin tomar partido y ni siquiera agotar todas posibilidades (hay casos de personas que les aseguraron que jamás volverían a caminar, por ejemplo, y ellos se prometieron a sí mismos que sí e hicieron sus tratamientos y recuperación y milagrosamente volvieron a caminar, obviamente el camino no fue fácil pero se recuperaron ante la sorpresa de la ciencia). Con esto no digo que esto sea así el 100% de las veces, pero siempre hay que luchar hasta el final. Este es el gran aprendizaje y reto de las personas cuando nos encontramos en un estado Gorse.

La sintomatología más común es la inseguridad, desesperanza, pesimismo, incapacidad para lograr metas en la vida, es como si la personalidad se encontrara anulada.

Como te puede ayudar Gorse:

Gorse te ayuda a recuperar la confianza en ti mismo, te da capacidad para luchar y hacerte responsable de tu vida de forma positiva, no que al primer contratiempo digas ¿ves como no me iba a funcionar?

Te ayuda a involucrarte en tu recuperación emocional, que es el primer paso para solucionar cualquier cosa en tu vida.

De cualquier modo te ayuda a salir de esa zona de confort ya que al repetirte mentalmente “no puedo hacer nada más” te eximes a ti mismo de toda responsabilidad y de enfrentarte al problema que sea que estés viviendo.

  Nota: Este post es únicamente informativo, siempre que no te sientas bien acude a tú médico, puedes tomar como apoyo las flores de Bach.

Síguenos

Consigue todo el contenido en tu mail.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s